ElmundoapoyaaUcrania

Los ucranianos están profundamente agradecidos por la enorme ola de apoyo a nuestro país en todo el mundo.

El mundo entero demuestra solidaridad política, provee equipo militar, ayuda humanitaria e impone sanciones en un esfuerzo por limitar la capacidad de Rusia para financiar y llevar a cabo su brutal guerra de agresión contra el pueblo ucraniano.

 Los gobiernos, las organizaciones internacionales, las empresas, las celebridades y la gente común de docenas de diferentes países se mantienen firmes con Ucrania en nuestra lucha por la paz y la libertad en Europa. Las acciones y las declaraciones de la comunidad global han demostrado que en el mundo civilizado no hay lugar para la agresión bárbara y monstruosa que Rusia realiza ahora.

141 países mostraron públicamente su solidaridad con Ucrania el 2 de marzo cuando la Asamblea General de la ONU adoptó por abrumadora mayoría una resolución que exigía que Rusia de inmediato pusiera fin a sus operaciones militares en Ucrania.

Los ciudadanos de todo el mundo se levantan en apoyo de Ucrania

La gente común en docenas de ciudades alrededor del mundo participó en protestas y manifestaciones, respaldando a Ucrania en su lucha por la paz y contra la sangrienta invasión rusa. Nueva York, Edimburgo, Londres, París, Berlín y muchas más ciudades hicieron oír su voz por la libertad y la independencia de Ucrania. Los ciudadanos salieron con banderas ucranianas y carteles contra la guerra. Las autoridades de las ciudades iluminaron monumentos históricos como el Coliseo de Roma, la Puerta de Brandenburgo en Berlín, la estatua de Cristo en Río y otros.

44 ciudades rusas también participaron en las protestas del 6 de marzo. Sin embargo, muchas protestas fueron reprimidas brutalmente por la policía rusa y la guardia nacional con más de 2000 personas arrestadas, niños y ancianos incluidos.

Los periodistas de todos los rincones del mundo cubrieron valientemente las horribles acciones de Rusia y el heroísmo de los defensores de Ucrania, incluso viajaron a nuestro país en medio de una guerra. Las salas de redacción de los canales principales permanecieron despiertas durante la noche para combatir la desinformación rusa.

Apoyo de empresas internacionales, ONG y gobiernos

Global and local businesses are also standing with Ukraine and following the lead of government sanctions by withdrawing their operations and severing trade ties with Russia. The aviation, finance, logistics, retail, IT and automotive industries, along with many others have made bold steps for peace in Europe. So far, Russia has chosen international isolation and further bloody aggression instead of peace.

38 países (hasta el 4 de marzo) han cerrado su espacio aéreo a los aviones rusos, presionando al régimen invasor como comunidad global. Esto se hizo tanto en Europa como en América del Norte. Un país que lanza bombas y ataques aéreos sobre su vecino pacífico no tiene cabida en los cielos de los países civilizados. Desafortunadamente, el gobierno ruso sigue eligiendo el aislamiento, la guerra e infligiendo dolor a sus propios ciudadanos… en lugar de elegir la paz.

En el frente cibernético e informativo, cientos de voluntarios de la industria de TI asumieron la tarea de luchar contra la desinformación rusa. La organización de hackers Anonymous declaró sus propias medidas activistas, cerrando los recursos propagandísticos rusos y los sitios web gubernamentales que apoyan la guerra. Las empresas como Amazon y Google reforzaron las defensas cibernéticas de Ucrania contra DDoS y otros ataques.

Patrimonio y sanciones culturales

Artistas y representantes de la cultura de todo el mundo también expresaron su apoyo a la paz y la independencia de Ucrania: la Royal Opera House canceló la gira del Ballet Bolshoi con sede en Moscú, la Filarmónica de Múnich rompió lazos con el director titular Valeri Guérguiev (amigo personal cercano y partidario de Putin). La Ópera Metropolitana, la Feria del Libro de Frankfurt, el Festival de Cannes, el Teatro Nacional de Ópera y Ballet de Letonia, la Academia de Cine Europeo y muchas otras organizaciones también impusieron sanciones culturales a Rusia. 

Docenas de monumentos históricos han sido bombardeados y arruinados en el curso de la agresión rusa en Ucrania. El museo de la mundialmente famosa pintora ucraniana Mariya Prymachenko fue incendiado por las fuerzas de ocupantes rusos. La Catedral de la Dormición en Járkiv no fue tocada por las tropas nazis durante la Segunda Guerra Mundial, pero recientemente fue dañada por los ataques aéreos rusos. La Universidad de Járkiv fue dañada por numerosos ataques con misiles e incendios. La lista continúa.

Ucrania es el hogar de 7 sitios del patrimonio mundial de la UNESCO, que también están actualmente bajo amenaza, ya que continúa el bombardeo de objetos civiles en Ucrania por parte de los agresores rusos. La UNESCO ha llamado a la protección del patrimonio cultural del país y al cese de la agresión rusa.

Ayuda humanitaria y financiera

La ayuda humanitaria y financiera ha sido proveída por numerosas agencias internacionales, ONG, organizaciones benéficas, empresas globales y, sobre todo, por la gente común en países desde los EE. UU. hasta Lituania y en todos los intermedios. Una abrumadora ola de apoyo en forma de donaciones, productos humanitarios y cobertura en las redes sociales de nuestros amigos en el extranjero aún ayuda a los ucranianos a resistir en esta hora oscura.

Los voluntarios médicos y militares dieron su invaluable experiencia tanto para aliviar el sufrimiento de los heridos como para detener a los invasores e impedir aún más derramamiento de sangre. Miles de solicitudes fueron enviadas por médicos extranjeros y más de 20,000 por militares voluntarios extranjeros.

Especialistas en TI, traductores, diseñadores y otros profesionales también se unieron a la lucha para combatir la propaganda rusa y levantar el ánimo de Ucrania.Los refugiados ucranianos, mujeres, niños y ancianos que escapan de los bombardeos despiadados de la artillería rusa han sido aceptados por los países europeos vecinos. Nuestros compañeros europeos han demostrado un apoyo sin precedentes en forma de procedimientos de entrada simplificados, apoyo humanitario local, ayuda de ONG y voluntarios y mucho más. Los ucranianos siempre estarán agradecidos por esto.

Sanciones internacionales

Los gobiernos del mundo y las organizaciones internacionales se han reunido con Ucrania para condenar y combatir la agresión rusa. Estados Unidos y sus aliados impusieron duras sanciones contra el sector bancario ruso, las empresas estatales prohibieron la importación de productos de alta tecnología que podrían ser usados para alimentar la guerra de Rusia en Ucrania. Muchos bancos rusos quedaron aislados del sistema de pago SWIFT.

Las sanciones individuales fueron impuestas contra élites y oligarcas cercanos al régimen de Putin. La comunidad internacional sigue movilizándose más en apoyo de esta causa, los últimos países que se unieron (hasta el 5 de marzo) son Suiza y Singapur.

Se ha hecho mucho, pero tenemos que hacer más — juntos

El apoyo a Ucrania ha sido fuerte, pero se necesita más para evitar la muerte de más ucranianos inocentes y para salvaguardar la paz en todo el continente europeo.

Las fuerzas rusas siguen bombardeando sin descanso distritos residenciales, casas privadas, hospitales y escuelas. Hasta el 7 de marzo, han destruido o dañado más de 200 escuelas y jardines de infancia, 1500 edificios residenciales, más de 30 hospitales y han dejado a 900 comunidades sin electricidad, sin agua y sin calefacción. El 8 de marzo, el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos estimó que las víctimas civiles fueron 1355 personas. Este número está creciendo cada hora, convirtiéndose en una espiral de desastres humanitarios terribles. Los medios ucranianos están inundados con informes desgarradores de familias y niños muertos. Los agresores no muestran signos de detenerse y no muestran piedad hacia los ciudadanos comunes, y apuntan específicamente a áreas civiles en una campaña de terror.

Pedimos a la comunidad mundial que:

1. Aumentar las sanciones para presionar al Kremlin. Rusia y Bielorrusia todavía tienen acceso a mercancías extranjeras que se utilizan para mantener las fuerzas militares. El mundo democrático debería prohibir todas las exportaciones de productos y servicios a Rusia y Bielorrusia.

2. Detener la expansión de la propaganda rusa. Mientras Rusia bloquea sus propias fuentes de medios independientes, el mundo democrático debería restringir los medios propagandísticos de Rusia que deliberadamente continúan transmitiendo información falsa y la «versión rusa» de la guerra entre Rusia y Ucrania.

3. Cerrar todo el espacio aéreo. 38 (de 193) países han cerrado su espacio aéreo a los aviones rusos. Pero los rusos aún pueden volar a muchos otros países que aún no han cerrado su espacio aéreo. ¡Prohíban el vuelo a aviones rusos!

4. Eliminar el SWIFT a todos los bancos rusos. Aunque siete de los bancos más grandes de Rusia han sido cortados de SWIFT, docenas de los más pequeños aún operan con normalidad. Estos tienen el potencial de evadir sanciones y financiar la guerra. La situación debe ser tratada lo antes posible.

5. Dejar de comprar petróleo y gas ruso: cada día Europa paga más de 600 millones de euros a Rusia por su petróleo y gas. Este dinero se utiliza para financiar crímenes de guerra.

6. Acabar con el turismo ruso. El régimen ruso del Kremlin ahoga a Ucrania en sangre mientras los rusos se preparan para su habitual temporada de vacaciones en el extranjero. Esto crea la impresión de “negocios como siempre” para la población rusa, mientras Putin manipula a su propia gente con medios propagandísticos.

7. Haga que Rusia sienta el costo de la guerra. Los rusos todavía intentan escapar al extranjero en lugar de oponerse al régimen del Kremlin. El mundo democrático debería dejar de emitir visas a los ciudadanos rusos mientras la agresión rusa continúe.
8. Prohíbir todo comercio internacional con Rusia y Bielorrusia. Prohibir las exportaciones a Rusia de productos químicos, semillas agrícolas, alimentos y bebidas, productos farmacéuticos, prendas de vestir, electrónica, repuestos, construcción de maquinaria, automóviles y cosméticos.

¿Qué puedo hacer como individuo? Presiona a tu representante para que apoye a Ucrania en estas áreas claves.

¡Todos los ucranianos están agradecidos por su solidaridad y apoyo continuo en nuestra hora de necesidad! ¡La victoria de la justicia y la libertad sobre la tiranía y la violencia sólo es posible si nos mantenemos unidos!